Cómo hacemos juguetes 100% Reciclados

 

Somos una empresa con sede en California, que hacemos negocios en un Estado conocido por sus estrictas leyes de seguridad y medios ambientales. Nuestros juguetes superan las normas estadounidenses e internacionales para BPA y Ftalatos, y cumplen con las normas CPSIA, ASTM F963 y las normas internacionales EN 71 e ISO 8124. En Argentina realizamos los ensayos correspondientes para cumplir las normas IRAM, libre de Ftalatos y Seguridad de jueguetes.

Desde la ideación hasta la implementación, construimos nuestros juguetes con un propósito. Comenzamos con una idea simple: un juguete icñonico o un patron de juego tradicional que ha resistido la prueba del tiempo. Compartimos el concepto con los padres y las ideas que hacen que el corte reciba el tratamiento de Green Toys. Dibujamos, desarrollamos dibujos en 2D y CAD en 3D, y creamos modelos en 3D que iintegran una sofisticaciín sutil en cada paso a lo largo del camino. Una vez que estemos seguros de que tenemos la receta correcta, nos casamos con nuestro proceso de uso de materiales sostenibles. Trabajamos arduamente en nuestros dideños y no cortamos esquinas utilizando pegamento, metal, tornillos o pintura. Mire de cerca y notarña indicios de deleite que esperamos que le haga reir o diga "wow eso es genial". Con todo esto esperamos que nuestros juguetes inspiren juegos abiertos, imaginación, creatividad y alienten el desarrollo infantil.

Nuestros productos demuestran que el reciclaje puede resultar en algo tangible y significativo: los viejos pueden volverse nuevos. Nuestros juguetes son una prueba viviente de que los bidones de leche, al igual que las de su heladera y su cesto de reciclaje, pueden finalmente regresar a su sala de juegos. Esto ayuda a cerrar el ciclo para los niños porque pueden ver sus propios esfuerzos ambientales en acción.
Si bien los recipientes de leche reciclada son el ingrediente principal de nuestros juguetes, a veces integramos otros tipos de plástico reciclado (Piense en envases de yogurt) Cuando sea necesario para asegurarnos de que estamos creadno los mejores productos posibles. Todo el plástico se recolecta mediante la gestión de desechos, se limpia, se desmennuza en escamas, se vuelve a procesar en nuestra materia prima y se mezclan con un colorante a base de minerales, seguro para los alimentos. Voilá, su tiempo de juego!.
Los bidones de leche que utilizamos son de Polietileno de alta densidad (HDPE) reciclado al 100%. Algunos productos tienen componenetes hechos de Polipropileno reciclado.

Todos los productos se envasan en cartón 100% reciclables (Sin aditivos com oembase tipo blister, amarres retorcidos o envoltorios de celofán) y se imprimen con un mínimo de color utilizando tintas de soja. En ocaciones, integramos conponentes de empaque hechos de botellas de agua 100% recicladas cuando necesitamos asegurarnos de que su producto no se caiga de la caja. Incluso hemos recibido el prestigioso premio "Greener Packaging Award", el único premio independiente de envases sostenibles del país.

Eso se sientió bien!.

 

Somos 100% fabricación estadounidense, desde la fabricación hasta el embalaje y la distribución. Como resultado, reducimos los gases de efecto invernadero, la energía y ahorramos en el transporte. A través de nuestra estrecha cadena de suministro local, mantenemos un estricto control de calidad y presencia en la fábrica en el lugar, proporcionamos empleos locales y generamos mucho orgullo de la compañia.